Miércoles, 22 de Mayo de 2019
¡Hola!
Puedes iniciar sesión,
si no tienes cuenta crea una
publicidad

 
actualizado 29 de nov. 2013
Rutas del Tráfico Humano
En Indonesia cerca de tres millones de hombres, adoslescentes y ninos son vendidos para trabajo de esclavos en otros países
Por Estrella Molina
Translate

En el negocio de la esclavitud actual en todo el mundo, unas 800 mil personas al ano son víctimas del tráfico humano internacional y las rutas más conocidas por las Organizaciones que trabajan en conjunto con la Unión Europea (UE) en contra de este negocio criminal, senalaron la ruta que da origen en Europa del este hasta llegar a Russia, donde existe un gran potencial de tráfico de mujeres y ninos, después se dirige hacía Japón para alcanzar China através del mar.

La segunda ruta abarca Filipina, Thailandia, India y pasa por Africa donde tiene su tránsito en Zimbawe, después se desvía hacía Africa del Sur continuando su curso hasta llegar a Latinoamérica, el Caribe, México y los Estados Unidos. En el último tiempo esta ruta alcanza parte de Alaska.

Apróximadamente 14 mil 500 hasta 17 mil 500 personas al ano entre mujeres, jóvenes y ninos son llevadas a Estados Unidos para trabajar como esclavos.

En Centroamérica por ejemplo, los países de tránsito son Guatemala y México. En Suramérica es Brasil, aquí viven alrededor de 425 mil personas en condiciones de esclavitud.

Asimismo, cada ano cinco mil 500 víctimas son enviadas por los traficantes de estas regiones hacía América del Norte. En el Caribe los países que sirven de trampolín al tráfico de personas son República Dominicana y Haití.

En Indonesia cerca de tres millones de hombres, adoslescentes y ninos son vendidos para trabajo de esclavos en otros países, la misma suerte han corrido unos 500 mil Viet-namitas.

En Senegal los ninos son forzados a trabajo de servidumbre y unas diez mil mujeres fueron vendidas en Italia para trabajar de meretrices.También existe una ruta de tráfico humano desde Marruecos abarcando Mauritania, Burkina Fasso, Mali y Costa de Marfíl.

En el negocio ilícito del tráfico de personas se destacan activamente los países de Albania, Bulgaria, la Ucraína y Russia, en éste último trabajan alrededor de 40 mil coreanos del norte en la construcción como esclavos. Del Centro de Asia por ejemplo el tráfico baja a los países del Cercano Oriente, donde los trabajadores esclavizados reciben de pago dos euros al día.

Que papel juega la justicia

Ante toda esta ola de tráfico humano, el fiscal de Justicia de Amsterdam Herman Bolhaar ante una Conferencia de la UE, dió a conocer que dirige una Comisión Especial compuesta por la policía, abogados, alcaldes y políticos involucrados en contrarrestar el tráfico de personas.

El Fiscal informó, que donde se centra el trabajo de esclavitud es por ejemplo en el sector de la construcción, en fincas privadas, en los puertos, en Fábricas también en el trabajo doméstico y de prostitución, no hay que olvidar que a nivel internacional el trabajo de esclavitud es un delito grave, senaló el funcionario.

Por su parte, Róger Plant quien trabaja desde el 2009 para la Organización ILO en Ginebra, Suiza, informó que dirige una inmensa campana en Europa para crear conciencia entre la sociedad sobre el grave problema del tráfico humano.

El activista se refirió por ejemplo a la propaganda turística que utilizan los traficantes como lo hacen con la provincia de Foggia en el sur de Italia, la que presentan como "paraíso turístico" y con una economía muy seductora.

Por ejemplo, senaló Plant para el polaco Stanislav fue todo lo contrario al paraíso lo que encontró al llegar a la provincia, hasta donde viajó con un vecino que lo captó para trabajar en una finca, rápido empezó el suplicio, el jóven tenía que trabajar dieciséis horas diarias cortando tomates por un euro al día, lo insólito sucedió cuando los trabajadores le reclamaron al dueno de la finca por las condicicones miserables, tenían que dormir en barracas malolientes, sin agua ni luz eléctrica pero para sorpresa de los trabajdores, el dueno solo se limitó a decirles que ellos eran sus esclavos y el que quisiera escaparse lo tendría que liquidar y después lo enviaría en bolsa plástica a su país de origen.

En Julio del 2009 fueron detenidos por los carabinieros italianos 19 traficantes de estos 16 eran de origen polaco, dos de la Ucraína y uno de Algeria.

Durante una redada en el 2010, fueron liberados 113 trabajadores de las fincas donde estaban cautivos, entre ellos Stanislav de este operativo diecisiete traficantes se encuentran todavía encarcelados.

Por otro lado, Sophia Lakhdar del Comité en Contra de la Esclavitud Moderna (CCEM) con sede en Francia, recordó la historia de una jóven de 27 anos originaria de Algeria, la cual fue forzada a trabajar cuatro anos como sirvienta en la casa de una pareja en Paris, Francia. La muchacha dormía en el suelo y no podía salir nunca de la casa, jamás recibió ni un centavo y de remate la amenazaban constantemente con asesinarla sí intentaba huír.

Lakhdar, quien trabaja en coordinación con la Unión Europea manifestó, que se necesita una ley más estricta para combatir el tráfico humano, ya que lamentablemente la mayoría de los delincuentes se pasean libremente en las narices de la justicia. La cárcel no asusta a los traficantes pues desde sus celdas mueven sus redes para seguir en el lucrativo negocio, finalizó la dirigente.

Comentarios
El diario La Jornada insta a los lectores a dejar sus comentarios o quejas al respecto del tema que se aborda en esta página, siempre guardando un margen de respeto a los demás. También instamos a reportar las notas que no sigan las normas de conducta establecidas. Donde está el comentario, clic en Flag si siente que se le irrespetó.
 
©2012 La Jornada. Una empresa del grupo Arévalo-Garméndez. All Rights Reserved.