Miércoles, 22 de Mayo de 2019
¡Hola!
Puedes iniciar sesión,
si no tienes cuenta crea una
publicidad

 
actualizado 20 de sept. 2013
Algo no va
No me vale el decir que los tiempos cambian y que existe la ley “pendular”
Por Alfredo Hernández Sacristán
Translate

Viendo, oyendo o leyendo el comportamiento social, se puede llegar a comprender la postura que algunos han adoptado, no oír, no leer y no ver para no enterarse de los derroteros por los que camina habitualmente la sociedad, adquiriendo carta de naturaleza lo que nos debiera escandalizar.

Cuando el que así argumenta este hastío que le produce la actualidad, es persona mayor, muy mayor, que trabajó duramente para levantar la ruina de una nación en la postguerra, es cuando se siente el desasosiego y la impotencia al ver desmoronarse los valores que son los pilares para la normal convivencia entre los hombres.

No me vale el decir que los tiempos cambian y que existe la ley “pendular”, que todo volverá a la normalidad, Y, ¿qué llaman normalidad a la que se volverá?, ni que cada cual aguante su vela, ves las velas “apagadas” que sólo dan el olor de que algo existió.

Cuando se ha vivido época de penuria, en la que todos nos respetábamos, sabíamos de las ideas de cada cual y jamás las echábamos en cara. No había, ni hacía falta, afán de protagonismo. Se ayudaba en lo que se podía sin esperar contraprestaciones.

¿Había contrapartidas? Yo qué sé; sería de tan escasa cuantía que a nadie enriquecía ya que apenas teníamos nada, ni nos creábamos necesidades . Pero llegaron otros tiempos, tuvimos lo que nunca habíamos imaginado y se llegó a este estado del “bienestar” a costa de lo que fuera y surgieron las comisiones millonarias y el echarse todo a la cara y el “tu más”. Y la basura tapa todo lo bueno que haya podido hacerse. La lucha de guerrillas, si son entre los más importantes- la batalla está perdida de antemano. Todos perdemos.

Comentarios
El diario La Jornada insta a los lectores a dejar sus comentarios o quejas al respecto del tema que se aborda en esta página, siempre guardando un margen de respeto a los demás. También instamos a reportar las notas que no sigan las normas de conducta establecidas. Donde está el comentario, clic en Flag si siente que se le irrespetó.
 
©2012 La Jornada. Una empresa del grupo Arévalo-Garméndez. All Rights Reserved.