Policía e integrantes sandinistas atacan Catedral de Managua

0

Los feligreses esta vez fueron atacados en el interior de la Catedral de Managua

Tres personas resultaron heridas este domingo, tras la represión de la Policía Nacional contra manifestantes que intentaron salir a las calles de Managua para exigir justicia por los más de 300 muertos en el contexto de las protestas contra el presidente de Nicaragua Daniel Ortega. Dentro de los heridos se encuentra un periodista de un medio digital.

“Una vez más la Policía Nacional impidió que pusiéramos un pie en la calle para protestar pacíficamente. Una vez más la policía esta negando el acceso del pueblo para manifestarse en espacios públicos y eso es lo que pedimos ahorita porque luego la demanda será pedir elecciones libres y adelantas”, dijo un manifestante a la Voz de América.

Los hechos se dieron al finalizar una misa de acción de gracias en la Catedral Metropolitana, ubicada en el centro de la capital. La actividad religiosa fue convocada por diferentes organizaciones opositoras, entre ellas la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia.

La Alianza Cívica, quien actualmente dialoga con el gobierno del presidente Daniel Ortega, rechazó en un comunicado los hechos acaecidos este fin de semana. A su vez condenó los hechos violentos contra manifestantes en otro templo católico ubicado en el occidente del país.

“Denunciamos ante la comunidad internacional el flagrante irrespeto a la libertad de culto. El régimen continúa con sus prácticas represivas iniciadas desde abril del año pasado”, ha asegurado la Alianza Cívica.

Durante la ceremonia de este domingo en la Catedral de Managua el sacerdote Silvio Romero, denunció que policías vestidos de civil ingresaron al templo para fotografiar a algunos feligreses que acudieron a la ceremonia.

“Pedimos que dejen entrar a los fieles. Recuerdo siempre la Constitución Política: libertad religiosa. Libertad de culto. Libertad de consciencia. Invitamos a los policías que están adentro de civil que no fotografíen a las personas que vienen. (Los manifestantes) vienen simplemente a la eucaristía y no es un delito. Por lo tanto sigamos orando para que en nuestra patria recobremos pronto el estado de derecho”, dijo el sacerdote.

La represión policial se dio 24 horas después otra agresión contra opositores en la ciudad de León, ubicada en el occidente de Nicaragua.

Hasta el momento las autoridades policiales no se han pronunciado oficialmente sobre los sucesos ocurridos este fin de semana.

Nicaragua vive la peor crisis política de los últimos 40 años, desde que estallaron las protestas antigubernamentales, donde más de 300 personas han perdido la vida y más de 60 mil se han exiliado denunciando amenazas de muerte.