Hoy lunes presenta la ONU informe sobre violaciones de derechos humanos en Nicaragua

0

Naciones Unidas se ha vuelto parte de los denunciantes contra el gobierno de Nicaragua por graves violaciones a los derechos humanos donde se incluyen torturas a opositores, y llamó el pasado viernes al presidente Daniel Ortega a reanudar el diálogo, además de detener de una vez con las detenciones arbitrarias y garantizar las elecciones trasparentes.

A través de un reporte divulgado en Ginebra, la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos informó que ha verificado la participación de las fuerzas de seguridad del gobierno en los ataques contra manifestantes y detenciones que son consentidas por el Estado, aunque a su vez advierte que quienes protestaban agredieron a las autoridades, lo que ha causado muertes y lesiones entre policías e integrantes del partido oficialista.

El reporte lo estará presentado hoy lunes y será transmitido en las redes sociales.

Entre las «graves» violaciones que documenta la oficina, se incluye «el uso desproporcionado de la fuerza por parte de la policía que se materializó en varias ejecuciones extrajudiciales y en maltrato generalizado, registrándose casos de tortura y violencia sexual en los centros de detención».

En la más reciente crisis política e este país centroamericano que comenzó en el mes de abril de 2018 como consecuencia de un intento de reformar la seguridad social, lo que llevaría a un incremento de precios.

Con piquetes rápidos protestan en Nicaragua…

Según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, hasta esta fecha las acciones de la policía y los paramilitares han dejado una cifra de por lo menos 325 civiles asesinados, 2.000 heridos y más de 700 presos, aunque no se informa de los desaparecidos. La ONU respalda estos datos y afirma que más de 80.000 personas tuvieron que exiliarse.

Desde que las protestas iniciaron, las tensiones entre el gobierno y la oposición resultaron en altas y bajas, pero no han desaparecido del todo.

El gobierno se mantiene negando su responsabilidad y ha justificado el despliegue de la fuerza afirmando que se defendió de un golpe de Estado calificado como fallido.