Red PON: La nueva ERA de conectividad llega a los hoteles

0

El 71% de los usuarios considera que lo más importante al viajar es mantenerse conectado a la red

La industria hotelera se ha caracterizado por ser pionera en implementar los avances tecnológicos que brinden beneficios a los usuarios, así como a la reducción de costos. La constante evolución digital ha presentado diversos desafíos a lo largo de la historia, que van desde la inclusión de los primeros televisores, hasta la integración de la red WiFi. De la misma manera, las necesidades de los individuos se han ido transformando, generando así áreas de oportunidad en la forma de suministrar servicios de internet.

Anteriormente las redes Ethernet alcanzaban únicamente velocidades de 10 mbps por segundo, lo cual representó una importante innovación, no obstante, la creciente demanda por estar conectados a la red ha generado que los expertos busquen la forma de cubrir las nuevas necesidades del mundo.

Los viajeros digitales encuentran en internet un ecosistema habitual que conocen y dominan por completo, por tal motivo los recientes estudios revelan que el 71% de los usuarios considera que lo más importante al viajar es mantenerse conectado a la red. Esta necesidad ha generado que el sector hotelero haya comenzado a innovar en la forma en que integra los múltiples servicios, tales como telefonía, WiFi, televisión, seguridad, etc.

“Actualmente la tendencia se inclina por reemplazar el cableado estructurado de cobre por tecnología PON, que utiliza fibra óptica y proporciona servicios de banda ancha a los usuarios, lo cual logra mejorar de forma significativa la experiencia del viajero digital, además brinda diversos beneficios a esta vertical de la industria”, señaló José Armas, Director Comercial de ERA Telecomunicaciones.

Una de las ventajas de la tecnología PON, a diferencia de la red tradicional, es la seguridad de los datos, debido a la naturaleza de la fibra óptica la hace resistente a las interferencias radioeléctricas, además de ser altamente difícil de intervenir, lo que la convierte en el aliado ideal al momento de conectar sus dispositivos mientras se hospeda. Por otra parte, la seguridad física se ve beneficiada con esta solución, ya que, al utilizar menor cantidad de cableado, el riesgo de sobrecalentamiento disminuye, reduciendo posibles daños por cortos circuitos.

Otra de sus virtudes radica en la transmisión a través de una única fibra, aumentando la capacidad del ancho de banda, lo que mejora de manera sustancial la experiencia digital, entregando internet de calidad a los usuarios finales.

Un beneficio agregado de la red PON es la posibilidad de reducir el equipamiento, es decir, permite gestionar los espacios dentro de un complejo hotelero al utilizar menor cantidad de cable. A diferencia de la red tradicional, esta tecnología emplea un único cable para todos los servicios de conectividad, lo que reduce el espacio que ocupan los voluminosos trenzados de cobre.

En el caso de un inversionista, el beneficio se encuentra en un ahorro de operación al utilizar menor energía eléctrica, además de la reducción de costos en implementación, escalabilidad y durabilidad, ya que la fibra óptica tiene un periodo de vida de aproximadamente 50 años.

“Es necesario adaptarnos a la nueva ERA digital en el sector hotelero. Como expertos estamos convencidos de la importancia que representa migrar de la red tradicional a la tecnología PON, ya que además de ser versátil, puede dar soporte a todos los servicios de los huéspedes y a las operaciones en gestión de hotelería sencilla y eficientemente”, concluyó José Armas, Director Comercial de ERA Telecomunicaciones.