Cámara de Representantes aprueba llevar a Trump a juicio político

0

WASHINGTON D.C. — La Cámara de Representantes de Estados Unidos decidió el miércoles someter al presidente Donald Trump a juicio político, convirtiéndolo en el cuarto mandatario encausado con este proceso en la historia del país y el tercero que será enjuiciado.

Los cargos que se le imputan bajo la Resolución 755 son por dos artículos, abuso de poder (I) y obstrucción del Congreso (II).

Después de varias horas de debate, los congresistas votaron 230 a favor y 197 en contra, en referencia al abuso de poder.

Por el artículo de obstrucción al Congreso la votación fue 229 a favor y 198 en contra.

El presidente Trump, quien viajó el miércoles a Michigan para un mítin de su campaña presidencial dijo ante los presentes: «Esta destitución partidista sin ley es una marcha política de suicidio para el Partido Demócrata. ¿Has visto mis encuestas en las últimas cuatro semanas?»

Los congresistas acusan al presidente de presionar a su homólogo ucraniano para investigar a su rival político, el precandidato demócrata Joe Biden, a cambio de ceder ayuda militar congelada y una reunión en la Casa Blanca.

“Es trágico que las acciones imprudentes del presidente hagan necesario el juicio político. No nos dio otra opción. Es un hecho que el Presidente es una amenaza constante para nuestra seguridad nacional y la integridad de nuestras elecciones, la base de nuestra democracia», dijo la presidenta de la Cámara, Nancy Pelosi.

Andrew Johnson y Bill Clinton fueron acusados formalmente y tuvieron un juicio político. Mientras que Richard Nixon terminó renunciando antes de que su proceso llegara al voto.

Por su parte, el líder de la mayoría demócrata de la Cámara, Steney Hoyer, insistió en que Trump lo que hizo fue «ponerse del lado de Putin y quitó fondos de nuestras agencias de inteligencia para construir un muro fronterizo».

La votación se dio con pocas sorpresas, con los legisladores siguiendo las líneas de cada partido, pero dos miembros del Partido Demócrata votaron en contra, en cuanto al artículo I, referido al abuso de poder y 3 en lo concerniente a obstrucción del Congreso.

Con la luz verde de la Cámara, la acusación contra Trump pasa al Senado, donde se llevará a cabo el juicio político como tal. Se necesitan dos tercios (67 de los 100) del legislativo para “condenar” al presidente y destituirlo.

La defensa

En caso de que el Senado vote en contra de la destitución, escenario plausible dado que los republicanos controlan solo 53 escaños, el presidente será impugnado pero no condenado.

En un mensaje en Twitter en horas tempranas de la mañana en su cuenta de Twitter, Trump rebatió todos los argumentos que hay en su contra:

«¿Pueden creer que la izquierda radical me acusará hoy? No hice nada, Demócratas, y no hice nada mal. Una cosa terrible. Lee las transcripciones. Esto nunca debería sucederle a otro presidente nuevamente. ¡Haz una plegaria!