El ejército de EE.UU. se desmarca de la política y clama justicia

1

El presidente Donald Trump amenazó el lunes con movilizar a las tropas regulares para hacer frente a los manifestantes. Algunas voces críticas consideran que es solo un gesto para contentar a sus bases. El ejército mira más allá e invita a analizar el porqué de las protestas

WASHINGTON – Inmersos en el ojo del huracán después de que el comandante en Jefe de EE.UU., Donald Trump, amenazara con desplegar a las Fuerzas Armadas para controlar las protestas que sacuden el país, varios líderes militares han roto su silencio para desmarcarse de la política y reclamar justicia ante los abusos raciales que, periódicamente, acaparan las portadas de los medios estadounidenses.

«Todos los estadounidenses deberían estar furiosos porque la conducta exhibida por la policía de Minneapolis pueda seguir teniendo lugar en 2020», escribió el jefe del Estado Mayor de la Fuerza Aérea, el general Dave Goldfein, en un memorando interno dirigido a sus suboficiales y que fue divulgado el martes por el Pentágono.

Goldfein denuncia en la misiva «el espectro de prejuicios raciales, discriminación sistemática y parcialidad inconsciente» que, aún hoy, «a veces de manera explícita, a veces de manera sutil» afecta a la población afroamericana» e invita a sus subordinados a «aprovechar esta oportunidad» para conversar con sus compañeros de armas sobre el porqué de la situación.

«Comencemos la conversación reconociendo que tenemos a muchos valiosos aviadores que viven y trabajan para una nación indivisible ante Dios… pero que carece de libertad y justicia para todos», concluye el general.

Las palabras de Goldfein se producen en un momento especialmente delicado debido a la oleada de protestas que se están dando por todo Estados Unidos desde la muerte en Minnesota del afroamericano George Floyd cuando se encontraba bajo custodia policial, el pasado 25 de mayo.

A pesar del carácter pacífico de la mayoría de estas protestas, se han vivido muchos momentos de caos debido al pillaje y a los saqueos que se han registrado en ciudades como Minneapolis, Nueva York o Washington DC. La gravedad de algunos disturbios ha llevado a numerosos estados a activar a la Guardia Nacional para apoyar a las fuerzas del orden.

1 COMENTARIO

  1. En una democracia el ejercito es un instrumento para mantener el orden constitucional protegiendo el derecho de los ciudadanos de protestar ante injusticias o actos de violación a los derechos humanos. En Nicaragua el ejercito es un brazo armado de una fuerza política llamada FSLN que está en el poder ilegalmente y este mismo ejercito es usado para asesinar públicamente a cualquier ciudadano nicaragüense que se presente a demostrar su descontento por las políticas sucias y abusivas, no las acciones de un policía, sin embargo en Nicaragua es todo un gobierno que viola sistemáticamente los derechos humanos, las fuerzas de seguridad del Estado son unos sicarios al servicio del partido político en el poder y las cortes son las protectoras a estas violaciones. La democracia brilla por su ausencia en Nicaragua y los miembros de la oposición que ayer eran comunistas del FSLN y promueven la violencia para sacar a Somoza hoy son pacifistas seguidores de Gandhi. ¿Como es posible que para Somoza podíamos usar las armas, pero con Ortega solo podemos ofrecer nuestras vidas protestando, que hace a Ortega tan honorable que tiene que salir pacíficamente? Mi creencia es que los MRS y exsandinistas disfrazados hoy de demócratas están buscando una salida a Ortega y así proteger sus famosos robos y asesinatos incurridos en los años 80’s, donde estos llamados hoy opositores, ayer eran torturadores, ejecutores de los opositores que se oponían al gran proyecto de cubanizar Nicaragua.

Comments are closed.