LA JORNADA

Reconstruyen virtualmente un ciempiés ‘tamaño un coche’ de hace 300 millones de años

El enorme y extinto milpiés Arthropleura ha reconstruido para la serie de Netflix ‘Life on Our Planet’

Reconstruyen virtualmente un ciempiés 'tamaño un coche' de hace 300 millones de años
Los científicos descubrieron por primera vez los restos fosilizados del milpiés hace 170 años.

Los autores de la serie ‘Life on Our Planet’ de Netflix, que consultaron a científicos, han creado una impresionante reconstrucción de un ciempiés gigante que vivió en la Tierra hace 300 millones de años. En un nuevo video, se muestra un milpiés macho extinto llamado Arthropleura arrastrándose por un bosque antiguo en busca de pareja, informó Live Science.

Los científicos descubrieron por primera vez los restos fosilizados del milpiés hace 170 años. Estas criaturas de tamaño de un coche vivieron hace 359 y 299 millones de años en nuestro planeta en territorios de las actuales Gran Bretaña, Europa continental y América del Norte.

Hace 5 años, los científicos descubrieron un esqueleto casi completo de Arthropleura, lo que permitió comprender mejor la anatomía de la antigua criatura. Estos datos sirvieron de base para la reconstrucción que llevaron a cabo científicos de las universidades de Leicester y Bristol del Reino Unido.

Según los científicos, la criatura extinta medía aproximadamente 2,6 metros de largo y 0,5 metros de ancho, pesando aproximadamente 50 kg. Se cree que fue el ciempiés más grande que jamás haya existido en la Tierra.

Hace más de 300 millones de años, cuando vivía Arthropleura, los niveles de oxígeno en la Tierra eran mucho más altos que ahora. En aquella época, el planeta estaba dominado por artrópodos gigantes, así como por otros insectos enormes, como libélulas del tamaño de pájaros y cucarachas gigantes de hasta 10 cm de largo. Los enormes niveles de oxígeno pueden haber contribuido a que los ciempiés alcanzaran tamaños tan enormes.

Los científicos creen que los ciempiés antiguos, al igual que sus descendientes modernos, eran casi ciegos. La mayoría de los ciempiés modernos tienen ojos laterales, que solo proporcionan una visión básica tan limitada, que la mayoría eran capaces de medir niveles relativos de luz y oscuridad. Arthropleura cuenta con ese mismo tipo de ojos, por lo que los científicos consideran que también era prácticamente ciego.

En cuanto a los colores del caparazón del antiguo ciempiés, los reconstructores los atenuaron en comparación con los de sus descendientes modernos. Según los investigadores, estos animales necesitan de un color más brillante para ahuyentar a los depredadores, mientras que Arthropleura no tenía depredadores conocidos.

Artículos Relacionados

Delegación polaca no asiste a una reunión para abordar con Kiev el bloqueo del grano ucraniano

Redaccion Central

Zelenski dice a los senadores de EE.UU. que Ucrania “perderá la guerra” sin la ayuda de Washington

Redaccion Central

Congresista de EE.UU.: “El dinero asignado a Ucrania salpica las capitales mundiales del blanqueo de dinero”

Redaccion Central

WP: Es poco probable que las nuevas sanciones de EE.UU. debiliten la economía rusa

Redaccion Central

Londres enviará a Ucrania coches destinados al reciclado

Redaccion Central

Así expulsó Pekín a un barco filipino de una zona disputada

Redaccion Central